Brillante debut del tenor palmero Juan Antonio Nogueira en Niza


Por Angélica Burgos. Niza

EL TENOR BORDÓ EL PAPEL DE GASTONE EXHIBIENDO UNA GRAN VOZ Y BRINDÓ UNA MAGISTRAL INTERPRETACIÓN.

La Edición Número 29 del prestigioso Festival Opus Ópera de Gattières que se esta celebrando estos días cerca de Niza, ha contado con la presencia del tenor palmero Juan Antonio Nogueira, que se presentaba en dicho certámen abordando el papel de Gastone  en la ópera “La Traviata” de Giuseppe Verdi.

La Place Grimaldi ha registrado un lleno absoluto el día la premiere y los organizadores esperan agotar el aforo para las siguientes representaciones los días 16, 18 y 19 de julio.

Bajo la dirección de escena del prestigioso Michel Béjar, Gattiéres, la bella localidad de la Provenza-Alpes-Costa Azul, se transformó en el Paris de “La Dama de las Camelias” para ofrecer una noche de ensueño donde la batuta del maestro Frédéric Deloche jugó un papel primordial.

El papel de Alfredo Germont corrió a cargo del tenor Bruno Robba, un artista que se desenvuelve mejor en roles mas pesados. Si bien cumplió en las arias y dúos con la soprano, su voz no es la mas adecuada para afrontar con éxito un repertorio tan lírico. Visto lo visto anoche, tenemos que afirmar que Juan Antonio podía haber desempañado el rol del joven Germont con brillantez y esperemos que la Organización del Festival cuente con el tenor palmero para papeles principales en el futuro.

La soprano Aurèlie Loilier fue una Violetta mas convincente en la parte dramática que en la vocal. En el aria “Sempre libera” estuvo vocalmente al límite y sus notas altas no fueron lo contundentes que el personaje escrito por Verdi requiere. En el último acto mejoró considerablemente su aportación llegando a conmover al público en el dúo “Parigi o cara” junto al tenor Bruno Robba.

El barítono Frédèric Cornille, sin duda alguna el cantante mas completo de la noche, fue un gran Giorgio Germont que entusiasmó a los asistentes con la archiconocida “Di Provenza il mar il suol” donde exhibió un portentoso fiato.

El carismático barítono Pascal Terrien mostró oficio y grandes dotes interpretativas a la hora de afrontar los personajes de el Baron Douphol y el Doctor Grenvil . Es un excelente artista que se desenvuelve en todos los campos y su veteranía ha sido uno de los grandes pilares en los que se ha apoyado esta producción.

La bella mezzosoprano Laëtitia Goepfert, brillante a nivel escénico, resultó una simpática Flora que mostró una gran complicidad con el intérprete canario.

El toque español a esta producción lo puso el tenor palmero Juan Antonio Nogueira, que debutaba en el Festival de Gattières y lo hizo a lo grande, mostrando una voz muy potente y unos agudos seguros que pudieron apreciarse en las escenas del segundo acto desarrolladas en el salón de la casa de Flora. Con grandes dotes para el baile –se nota que vivió su infancia en Andalucía- y gestos muy toreros, Nogueira rindió homenaje al diestro Ivan Fandiño en el pasaje  en el que relató las andanzas del torero vizcaíno Piquillo.

Por poderío vocal y por su brillante interpretación junto a Laëtitia Goepfert, podemos considerar todo un lujo el Gastone que ofreció esa noche en Niza el cantante nacido en la Isla de La Palma, uno de los artistas más ovacionados al terminar la representación.

Imagen:  JEAN-MARC ANGELINI 

 

 

Print Friendly
bannerdestacadosrevista

Tus comentarios nos ayudan a mejorar

Condiciones:
* Esta es la opinión de los internautas, no de La Revista de Canarias.
* No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
* Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
* Se amable. No hagas spam.

Publica tus pensamientos