Entrevista a Juan Diego Suárez, un creador audiovisual polivalente


[wide]

Juan-Diego-Suarez

[/wide]

12 de Abril de 2013.

Juan Diego Suárez, un creador audiovisual polivalente.

Por Beatriz Gómez

Un artista polivalente, así se define Juan Diego Suárez G. natural de Tazacorte. Estudió fotografía artística y realización audiovisual y de espectáculos en Santa Cruz de Tenerife y desde entonces lleva cuatro años dedicándose profesionalmente a la Creación audiovisual, tal y como él mismo la define.

Ha trabajado para el Auditorio de Tenerife y con humoristas reconocidos como Aarón Gómez. Ha sido galardonado con el 1º premio a la mejor pieza de ficción: “Hazañas y desventuras de otros ciudadanos extraordinarios” en el certamen audiovisual Tiempo Sur y actualmente combina trabajo y estudios, pues considera que un buen profesional debe seguir formándose.

Se declara enamorado de su profesión, pero especialmente de la fotografía, porque con el objetivo de su cámara es capaz de captar emociones que son capaces de trasmitir un cúmulo de sensaciones que traspasan el cuerpo de las personas que se interesan por sus trabajos. Aunque no se decanta por una especialidad en concreto, si es cierto que tiene preferencia por la fotografía realizada con focos o con la luz natural, pues le sirven de adminículo en su ardua tarea; para él es esencial contar con este tipo de iluminación porque le da ese efecto personal que él pretende destacar en cada una de sus imágenes.

ENTREVISTA AL ARTISTA 

¿Por qué elegiste la fotografía?

J.D: Creo que es algo inconsciente que me viene desde que era un niño. Siempre me he considerado una persona cinéfila, al mismo tiempo que crecía también mi pasión por los videojuegos y el dibujo. Durante mucho tiempo pensé que eran “hobbies”, pero con el paso del tiempo, descubrí que todas estas aficiones tenían algo en común; la imagen, un lenguaje particular que me permitía plasmar en un medio, ya fuese papel o una pantalla, una historia, que siguiendo unas reglas como en todo lenguaje, me permitía narrar situaciones, emociones, o lo que fuese que pasara por mi mente.

Me decidí por la fotografía porque me permitía abarcar varios campos a la vez.

¿Qué es el cine sino fotografía en movimiento? Las reglas entre una modalidad y otra son recíprocas. Bajo mi punto de vista, podría decirse que la fotografía es la herramienta indispensable para generar imágenes, como saber escribir y leer para un escritor. Una vez sabes cómo funciona una cámara y leer el lenguaje visual, estás listo para generar cualquier tipo de imagen, y en poco tiempo, te das cuenta de que la fotografía no es suficiente y quieres explorar otros campos.

¿Cuál dirías que es tu especialidad?

J.D: No creo que tenga una especialidad, no puedo declararme fotógrafo de prensa, moda o deportes. Puedo ejercer como tal, a la hora de trabajar, pero cuando se trata de mis propios proyectos, no hay una temática común, simplemente la necesidad de contar una historia y que el espectador no se quede indiferente.

Más que fotógrafo, me considero una especie de creador audiovisual. Ya que no sólo genero fotografías, sino cortometrajes, animación, dibujo, etc…

¿Posees alguna técnica que te hace destacar en todo aquello en lo que trabajas?

J.D: Creo que mi punto fuerte es la edición, al tomar las fotografías y verlas en la cámara ya estoy pensando las posibilidades que me va a ofrecer una instantánea, si es una buena fotografía o por el contrario me va a generar problemas. Muchas veces la gente ve las imágenes en cámara y su comportamiento es reacio, dudan que puedan llegar a ser unas buenas fotografías. Mi trabajo es demostrarles que se equivocan.

También soy muy particular a la hora de iluminar mis fotos. No soy partidario del uso del flash, prefiero una iluminación natural, con focos de luz continua o con cualquier “cosa” que emita algún tipo de luz. Este tipo de iluminación genera una atmósfera en las imágenes muy característica que dista mucho de la fotografía convencional, dotando a mis imágenes de un aspecto particular.

¿Qué es lo que más te gusta fotografiar?

J.D: No podría decirlo, pues disfruto fotografiando lo que sea. Pero digamos que me encanta que mis fotografías parezcan fotogramas extraídos de un film. El formato panorámico, la interacción entre los personajes y los elementos del entorno, la luz, que la imagen sea capaz de contar una historia por sí sola.

¿Qué características debe tener una buena foto?

J.D: Depende de la fotografía; no es lo mismo fotografiar un paisaje que trabajar con modelos. En el primer caso, la composición es indispensable, debes intentar que objetos inertes transmitan un sentimiento. Para ello debes valerte de todo lo que el entorno te ofrece, la luz, el cromatismo y la disposición de los elementos en el cuadro.

Cuando trabajas con modelos la cosa cambia, el rostro humano es un misterio y cada persona es un mundo. Es conveniente hacer uso de la empatía con la persona para que se sienta a gusto, cuando consigues esto, el propio modelo aporta muchísimo a la instantánea, y se crea una especie de simbiosis “fotógrafo-modelo”.

Otra característica imprescindible es una buena edición. Tomar la foto es lo más sencillo. El verdadero trabajo empieza cuando debes dotar a tus imágenes de un estilo propio y coherente para toda la sesión, lo cual se traduce en muchas horas de photoshop hasta alcanzar el resultado esperado.

Las cualidades que definen a un buen fotógrafo para ti son…

J.D: Lo primero es tener nociones sobre cultura visual, encuadre. Luego ha de ser rápido en el manejo de la cámara, curioso a la hora de buscar nuevos encuadres y sobre todo paciente, ya sea al trabajar con modelos o a la hora de editar las fotografías una vez tomadas. En mi caso, puedo estar horas trabajando en una fotografía y sentir que no está terminada.

¿Qué imagen te gustaría tomar y que el objetivo de tu cámara todavía no ha captado?

J.D: Me encantaría hacer fotografía submarina, es un mundo completamente nuevo para mí y creo que ofrece grandes posibilidades. El comportamiento de la luz en el agua es desconocido para mi persona. Además el hecho de poder hacer flotar a los modelos por el escenario me parece especialmente atractiva, pues abre un sin fin de posibilidades. Aunque sin duda sería un entorno agotador para ellos.

Cuéntanos, ¿cuál ha sido tu mejor sesión?

J.D: Sin duda la sesión “cyber punk”, partimos de una buena preproducción y conté con un gran equipo de modelos, maquillaje, dirección de actores, vestuario y catering.

El equipo estaba encantado con realizar una sesión fotográfica de ciencia ficción, y hubo muy buen ambiente en general. El único problema es que sólo se salvaron las fotografías que se encuentran en “Juandigrafías”, mi página de facebook, donde se pueden ver algunos de mis trabajos, pues el disco duro que albergaba los brutos de dicha sesión se averió, y hasta la fecha no he conseguido recuperar los datos.

¿Qué anécdotas puedes contarnos que recuerdes de tu trabajo con los retratados?

J.D: Bueno, cuando te dedicas a generar imágenes, el entorno suele ser un elemento esencial, así que tienes que buscar lugares que se adapten a tus expectativas.

Muchas veces son lugares aislados y remotos (por no decir peligrosos), o digamos que estar en esos lugares podría no ser muy legal. Por lo tanto, más de una vez me he visto en medio de una sesión fotográfica y tener que lidiar con las fuerzas del orden para poder terminar el trabajo. Recuerdo una sesión en los alrededores de la Playa de las Teresitas en que tres patrullas distintas nos dieron el alto para investigar que hacíamos por dichos lares. Afortunadamente nunca he tenido problemas que no pudieran solucionarse hablando…

Fotográficamente hablando… ¿qué sueños te quedan por cumplir?

J.D: Me encantaría hacer fotografías de fantasía medieval. Espadas, caballeros, magos, princesas ligeras de ropa y dragones. Siempre he querido hacer algo así, como homenaje a todas esas películas de fantasía, libros y videojuegos con los que me crié.
No es imposible, pero sí complicado, un reto a nivel de producción, pues conseguir el atrezo, y el vestuario adecuado es una ardua tarea. Pero si tuviese carta blanca para hacer lo que quisiera, sin duda haría algo así.

Página en facebook: www.facebook.com/Juandigrafías

[aside] [box bg="#fca909   " color="#fffff"]

Hoy, Beatriz no nos trae uno de sus artículos o poesías, como es de costumbre. En esta ocasión ejerce como entrevistadora. El mundo de la literatura se une con el de la creación audiovisual para dejarnos conocer a Juan Diego Suárez.

BEATRIZ GÓMEZ MAGDALENA

La escritora palmera Beatriz Gómez,   nació en Los Llanos de Aridane. Su vida ha transcurrido entre La Palma y Lanzarote.

Desde siempre le apasionó la literatura, y en especial la novela. Está considerada la novelista más joven de Canarias.  En Marzo de 2005 consigue su objetivo, la editorial Ediciones Alternativas se fija en su novela corta “Por Casualidad” y se hace pública. Después de años de preparación es Ediciones Alternativas la editorial que una vez más lanza su último libro “El Tercer Testamento”

Ver otras publicaciones de Beatriz aquí

Beatriz Gómez Magdalena en facebook

[/box] [/aside]
Print Friendly
bannerdestacadosrevista

Tus comentarios nos ayudan a mejorar

Condiciones:
* Esta es la opinión de los internautas, no de La Revista de Canarias.
* No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
* Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
* Se amable. No hagas spam.

Publica tus pensamientos