Tenerife Danza Lab retoma sus actividades educativas frente a 400 estudiantes


5 de Octubre de 2012.

En el Auditorio de Tenerife Adán Martín. Santa Cruz de Tenerife.

Tenerife Danza Lab retoma sus actividades educativas frente a 400 estudiantes.

Tenerife Danza Lab finaliza mañana, viernes 5 de octubre, su retorno a las actividades educativas con una sesión doble de sus nuevos talleres orientados a alumnos de primaria y bachillerato. Este viernes las actividades finalizarán con la visita del Colegio Montessori, IES La Victoria y Asociación Horizonte. A lo largo de la semana han asistido unos 400 alumnos de los CEIP Santo Domingo, José Esquivel y Los Dragos, además del Colegio Nuryana.

Para este nuevo curso, cuyas sesiones se realizan en la Sala de Cámara del Auditorio de Tenerife “Adán Martín”, cada uno de los tres componentes de Tenerife Danza Lab (Juan Manzano, Paloma Hurtado y Laura Marrero) ha creado una pieza específicamente diseñada para los diferentes grupos de edad en las que se profundiza en la construcción corporal y la construcción del espacio. Asimismo, estos trabajos, que aunque creados individualmente son interpretados en trío, estudian las dinámicas y su relación con el espacio sonoro, es decir, como y por qué se elige una música u otra. Con los alumnos de bachillerato, por ejemplo, se trabajan a fondo los aspectos referentes a los espacios temporales y corporales.

La metodología de estos talleres se estructura en varios bloques. Tras una pequeña bienvenida en la que se explica en que consiste el taller se pasa a un calentamiento sensorial para ayudar a relajarse. El siguiente paso es presenciar la coreografía de los componentes de Tenerife Danza Lab, de la cual se extrae una parte y se les enseña. Esta parte trabaja, fundamentalmente, el tronco y las extremidades.

Tras este trabajo, se divide a los alumnos en dos grupos y se trabajan movimientos concretos. Primero, sin música, después con música y, finalmente, con música e iluminación, con lo que los estudiantes terminan haciendo un trabajo completo frente a un público conformado por sus propios compañeros. Son, por tanto, sesiones interactivas en el que la comunicación es fundamental. Una vez terminado el proceso se mantiene una charla en la que los alumnos plantean cuestiones y se produce un feedback que enriquece la experiencia.

Print Friendly
bannerdestacadosrevista

Tus comentarios nos ayudan a mejorar

Condiciones:
* Esta es la opinión de los internautas, no de La Revista de Canarias.
* No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
* Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
* Se amable. No hagas spam.

Publica tus pensamientos